Pacarina del Sur
Pacarina del Sur
Pacarina del Sur

Movimientos juveniles en América Latina: Batallas e impugnaciones de la política, la educación y la cultura excluyentes

no de los eslabones débiles de las políticas de modernización capitalista en América Latina ha sido el intento de cooptar a los movimientos juveniles y estudiantiles con el propósito de transformarlos en receptores pasivos de las acciones gubernamentales en materia de educación y trabajo.

El espíritu crítico y la capacidad contestataria de los jóvenes latinoamericanos fueron más consistentes que los artilugios y prebendas que ofrecieron las políticas neoliberales. En Perú, un movimiento de protesta hizo fracasar un proyecto de ley destinado a “desregular” el empleo juvenil y favorecer las contrataciones temporales y mal remuneradas, de quienes procuran incorporarse al mercado laboral o están en búsqueda de su primer trabajo. En Chile, estudiantes de nivel medio y profesional pusieron un alto a los programas privatizadores de la enseñanza y obligaron al Poder Legislativo a reconsiderar las iniciativas de reducción presupuestal, cuyo propósito solapado, era impulsar la cobertura de las instituciones educativas en manos de particulares y reducir el espacio de la escuela pública. La propia presidente Michelle Bachelet debió afrontar el costo político que representaron para su gobierno las movilizaciones estudiantiles y los choques con la policía en las calles de Santiago, en Concepción y en otras importantes ciudades del país.

México tuvo, en poco tiempo, dos ejemplos de insurgencia juvenil que dieron por tierra con la supuesta indiferencia de este sector de la población ante el desafío de los grandes problemas nacionales. En mayo de 2012 un brote inesperado de inconformidad y fastidio nacido en la Universidad Iberoamericana se extendió como mancha de aceite por varias instituciones educativas – públicas y privadas – y por las filas de diversas organizaciones sociales integradas por jóvenes. Sin que nadie lo imaginara, fue el germen para la conformación del Movimiento “Yo soy 132” que puso imaginación y crítica en las campañas electorales – bastante opacas hasta ese momento - y multiplicó hasta el infinito el papel de las redes como ámbito de debate y comunicación social.

El episodio que derramó el vaso fue la visita manipulada del entonces candidato del PRI a la presidencia de la República, Enrique Peña Nieto, a las instalaciones de la universidad mencionada, como parte de sus giras proselitistas. La puesta en escena de un acto público convocado para exponer y confrontar ideas derivó en un evento desangelado con preguntas pre-establecidas y respuestas intrascendentes. El auditorio explotó en críticas y cuestionamientos y el candidato priista debió refugiarse en los baños rodeado por sus custodios. Poco después, ese mismo público, recibió con aplausos al candidato de la coalición de centro-izquierda Andrés Manuel López Obrador, una figura excluida y hostigada mediante el uso sistemático de la denominada “mala prensa”, en particular por parte de las dos principales cadenas de la televisión privada: Televisa y TV Azteca, ambas descaradamente comprometidas en la promoción de la campaña de Peña Nieto.

En septiembre de 2014 un episodio trágico volvió a movilizar a la juventud. Agrupaciones estudiantiles de instituciones públicas o privadas, así como organizaciones de jóvenes que provienen de barrios humildes, muchos de ellos alumnos de escuelas técnicas de nivel medio, ocuparon nuevamente las calles para repudiar el secuestro y asesinato de 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, en el Estado de Guerrero. La bandera de los derechos humanos, en particular el reclamo de aparición con vida de los muchachos que fueron privados de manera ilegítima de su libertad y la defensa de la escuela pública, constituyeron los ejes a parir de los cuales se organizaron las marchas y plantones que se multiplicaron por todo México. La valiosa y oportuna participación de expertos internacionales en materia de derechos humanos, así como de peritos adscritos a los organismos dependientes de la Organización de Estados Americanos y de las Naciones Unidas, ofreció nuevas evidencias descartadas en la investigación oficial. Con estos elementos se pudieron desbaratar los argumentos mediante los cuales se pretendía cerrar el caso e imponer la aceptación de la “verdad histórica”, de acuerdo a la definición, tan cínica como oportunista, acuñada y ofrecida a la opinión pública, por el entonces Procurador Jesús Murillo Karam.

El reclamo adquirió fuerza y entidad propia. Miles de jóvenes hicieron suyas las consignas “nos faltan 43” y “vivos se los llevaron, vivos los queremos”, con ellas cubrieron las redes sociales del país y trascendieron las fronteras hasta alcanzar el apoyo de otros estudiantes y jóvenes de Europa y Latinoamérica.

La situación de las universidades paraguayas se debate en una encrucijada que pone en riesgo la continuidad de las actividades docentes y de investigación en lo que resta de este año 2015. Las restricciones presupuestales y algunos casos sonoros de corrupción de los directores de importantes facultades como Veterinaria, Agronomía y Medicina generaron el levantamiento del movimiento estudiantil. En momentos de redactar estas notas las instalaciones y oficinas de varias dependencias de la Universidad Nacional de Asunción se encuentran ocupadas por los estudiantes y el personal administrativo.

El dossier que se presenta en este número de nuestra revista, tiene el propósito de recuperar en toda su dimensión, el papel protagónico de los jóvenes como parte de la conciencia crítica que se agita en cada uno de los países de la región y, al mismo tiempo, hacer un balance acerca del presente y futuro de esos movimientos, ponderar sus virtudes y flaquezas, identificar sus potencialidades y contribuciones a los procesos populares latinoamericanos.

 

Coordinador: José Miguel Candia

Yo Soy 132: entre la red y las asambleas. Una rebelión contra el autoritarismo

Yo Soy 132: entre la red y las asambleas. Una rebelión contra el autoritarismoJoel Ortega Erreguerena

Ver artículo Visto 8104 veces

Legado y espejo de la Reforma Universitaria latinoamericana en España: 1919-1926

Legado y espejo de la Reforma Universitaria latinoamericana en España: 1919-1926Ricardo Melgar Bao

Ver artículo Visto 8809 veces

La juventud mexicana en tres momentos clave de su historia: 1968, 1971 y 2014 Entrevista a Sergio Méndez Moissen

La juventud mexicana en tres momentos clave de su historia: 1968, 1971 y 2014 Entrevista a Sergio Méndez MoissenJosé Miguel Candia

Ver artículo Visto 7561 veces

Manifiesto Liminar. La juventud Argentina de Córdoba a los hombres libres de Sudamérica

Manifiesto Liminar. La juventud Argentina de Córdoba a los hombres libres de SudaméricaEnrique F. Barros, Horacio Valdés, Ismael C. Bordabehere, et al.

Ver artículo Visto 7235 veces

De los orígenes del movimiento estudiantil en América Latina: documentos para la memoria

De los orígenes del movimiento estudiantil en América Latina: documentos para la memoriaPacarina del Sur

Ver artículo Visto 7585 veces

 

Si deseas colaborar con nosotros, lee la

convocatoria

Si deseas colaborar con nosotros, lee las indicaciones para publicar